Diez hábitos para comer sano y ahorrar

¡Qué podemos comprar sin
salirnos del presupuesto ? ¿En
qué cantidades? La actual crisis
económica está produciendo
auténticos quebraderos a muchas
familias que ven dificultades
para llegar a fin de mes pero
también puede ser una buena
oportunidad para retomar la
dieta mediterránea. «Estamos en
un momento en que queremos
ahorrar, así que nos vamos a
fijar mucho más en lo que vamos
a comprar», detalla Mar Esteban.
Esta trabajadora de Cruz Roja de
Salamanca ha dirigido varios
talleres de ahorro en la cesta de
la compra que la ONG está
impartiendo por toda la
provincia.
¿Se puede comer sano sin gastar
mucho dinero? Mar lo tiene
claro: «Por supuesto». Para ello,
sobre todo hay que tener en
cuenta cómo elegimos los
alimentos y comprarlos a buen
precio. «Solemos tener falta de
tiempo y ello nos lleva a
consumir alimentos precocinados
que a la larga son productos que
nos encarecen nuestra cesta de
la compra ».
Planificar un menú semanal
Para evitarlo, Mar Esteban
aconseja que lo mejor es
planificar un menú semanal.
«Después, tendremos que dar un
repaso a nuestra despensa y
elaboraremos una lista con los
productos que nos falten para
hacer la compra. Muchas veces
compramos cosas que ya tenemos
y luegos se nos pueden caducar».
En los talleres que Cruz Roja está
impartiendo por la provincia
salmantina Mar enseña a sus
participantes recomendaciones
básicas, pero prácticas. Por
ejemplo, añade: «tenemos que
hacer la compra sin hambre , se
hará de una manera diferente».
Prestar atención a los alimentos
que estén en oferta con una
amplia fecha de caducidad; optar
por las marcas blancas , «tan
estupendas como cualquier otra»
o en la carne «comprar por
piezas grandes en lugar de
filetes» son otras de las ideas que
aporta.
Las legumbres, un producto
barato
La trabajadora de Cruz Roja
destaca la importancia de las
legumbres, un producto barato
«que hace años se consumían
tres o cuatro días a la semana y
son un producto barato que
aporta muchos beneficios a la
salud». A esta lista de alimentos
para una dieta sana «fáciles de
encontrar» añade las frutas -tres
al día- y las verduras -al menos,
una cruda y una cocida-.
Una de las preguntas más
recurrentes que surgen en estos
talleres es si una persona puede
estar un día sin comer carne o
pescado «o las dos cosas», a lo
que esta experta contesta sin
titubeos: «Creo que estamos
haciendo un poco abuso de las
carnes y un día sin ella será
beneficioso para nuestra salud».
Respecto al pescado, aconseja no
olvidarse del «congelado», que
puede ser una buena alternativa
al fresco, «a veces muy caro».
«¡Y luego están nuestras latas de
sardinas, tan excelentes para una
crema o un pastel de hojaldre y
que contienen mucho calcio!».
Salamanca, Peñaranda de
Bracamonte o Ciudad Rodrigo
son algunos de los municipios de
la provincia que ha visitado Mar
con estos talleres de Cruz Roja,
que además ha editado una guía
para comer sano por poco
dinero.