Primer juicio a un hombre por matar a su perra

Una denuncia de la asociación de protección
de animales El Refugio ha llevado a sentarse
en el banquillo por primera vez a un hombre
por la muerte de su perra.
El dueño de 'Chula' (así se llamaba la perra,
de seis meses) le propinó una patada
después de que ésta se hiciese caca en la
casa. Es la primera vez en España que se
detiene a alguien y se inicia un procedimiento
penal por un delito de maltrato animal,
gracias al aviso de dos veterinarias.
El 5 de junio de 2008, el dueño de Chula,
cuando se levanta, ve que la perra se ha
hecho caca y pis dentro de la vivienda por
lo que, según manifestaciones de su novia
que presencia los hechos, el imputado le
da una patada . La novia del imputado, al ver
que Chula se empieza a encontrar mal, llama
a su madre y deciden llevarla al veterinario
más cercano para que la examinen.
En esta clínica veterinaria estabilizan al
animal y lo derivan a otra clínica con más
medios para una intervención de urgencia,
pero debido a la gravedad de las lesiones,
la perra muere por una rotura hepática
de origen traumático.
La protectora El Refugio se ha personado
como acusación, demandando na condena de
un año de cárcel para el presunto autor de
los hechos, por un delito de maltrato animal.
"La espera ha sido larga, pero ha merecido la
pena. Es la primera vez que la Justicia
española juzga a una persona por un delito
de maltrato animal, gracias al aviso de dos
veterinarias. Es un enorme motivo de alegría
para todos los que nos dedicamos a defender
y proteger los derechos de los animales. Es
imprescindible que cada persona que sea
testigo de un caso de maltrato, lo denuncie o
se ponga en contacto con nosotros, ayudando
así a frenar esta lacra social que significa el
maltrato animal en nuestro país", declara
Nacho Panuero, presidente de la protectora
El Refugio.